Testimonió en el juicio de lesa humanidad por el crimen de su padre durante la dictadura cívico-militar

María Eva Arroyo, la principal dirigente de la Agrupación H.I.J.O.S. Jujuy, testimonió ayer en la ciudad autónoma de Buenos Aires, en el juicio oral y público de lesa humanidad, donde se investiga por primera vez los delitos cometidos en los centros clandestinos de detención “Cuatrerismo-Brigada Güemes” o “Puente 12” y la Comisaría de Monte Grande. El juicio comenzó en octubre de 2017 y está a cargo del Tribunal Oral Federal N° 6.

Eva es hija de Juan Carlos “El Negro” Arroyo, quien fue detenido, desaparecido y asesinado, durante la dictadura cívico-militar-eclesiástica. La militante de H.I.J.O.S Jujuy indicó que “espero que sirva esta declaración, por mí y por mi familia. Es la primera vez que estamos aquí para declarar por el asesinato de mi padre” y sobre el juicio pidió que “sea más rápido todo el proceso judicial porque las audiencias no son continuas y esperamos que concluya antes de fin de año”. Finalmente, señaló que “siento que la justicia nos tiene que pedir disculpas”.

En la causa, que comenzó su instrucción hace doce años, estaban imputados 15 integrantes del Ejército y de la Policía Bonaerense a quienes se les atribuyen los delitos de privación ilegal de la libertad, tormentos, tortura y homicidios. Cinco de los imputados fallecieron y uno fue apartado del proceso por incapacidad. Solo están para rendir cuentas a la justicia nueve, entre ellos el genocida Miguel Etchecolatz, comisario a cargo de la Dirección General de Investigaciones, de donde dependía la División de Cuatrerismo.

 

x

Tal vez te interese

Se realizó el plenario del Consejo Provincial de Derechos Humanos

En instalaciones del Salón Cultural Hector Tizón, se cumplieron las deliberaciones del Consejo Provincial de Derechos Humanos (DDHH), con la participación ...

A %d blogueros les gusta esto: