Destacamos

La mayoría de los argentinos quiere que los inmigrantes tengan salud y educación gratuitas

La mayoría de los argentinos tiene una opinión positiva de los inmigrantes, sobre todo de los europeos y los bolivianos, que junto a los paraguayos son los que están má integrados a la sociedad. Siete de cada diez, además, consideran que los inmigrantes deberían acceder a educación y salud en forma gratuita. Estos datos surgen de una encuesta realizada por el Centro de Investigaciones Sociales (CIS) de la Universidad Argentina de la Empresa (UADE) en marzo de 2017.

Andrés Cuesta, secretario Académico de UADE, analiza: “Si bien los resultados de este estudio arrojaron que en términos generales los inmigrantes tienden ser percibidos positivamente por más de la mitad de los argentinos y que se les asigna niveles aun más altos de integración social, un porcentaje similar reconoce que los extranjeros radicados en el país son víctimas de actos discriminatorios, al tiempo que se percibe cierto nivel de competencia por el trabajo o los servicios públicos con la población de origen local”.

“En este sentido, teniendo en cuenta la rica historia argentina en materia de asimilación de una población heterogénea de múltiples orígenes, resulta al menos conveniente promover la instalación en la agenda pública la necesidad de discutir sobre políticas de integración sociocultural de los diferentes colectivos de inmigrantes que en las últimas décadas están optando por la Argentina como la nación para establecerse y desarrollarse”, concluye Cuesta.

Seis de cada 10 consultados tiene una opinión positiva sobre los inmigrantes, mientras que tres de cada 10 tienen una imagen negativa. En el Gran Buenos Aires, la imagen negativa llega casi a cinco de cada 10.

Al indagar específicamente la opinión de los argentinos por los distintos colectivos de inmigrantes con residencia en el país, se observan importantes diferencias en función del país o región de origen. Son los europeos quienes generan la mayor aceptación (64% de opiniones positivas), seguidos por los bolivianos (52%) y los africanos (51%), mientras que colombianos y peruanos reciben los mayores niveles de crítica (3 de cada 10 tienen una imagen negativa sobre ellos).

Asimismo, bolivianos (68%), paraguayos (62%) y europeos (59%) son, para los argentinos, los grupos más integrados a la comunidad.

Al relacionar “imagen positiva” e “integración en la comunidad” se observa que en el caso de los inmigrantes de países limítrofes (bolivianos y paraguayos) existe la percepción de una integración social muy sólida, que supera ampliamente la imagen positiva que se tiene de estos ciudadanos. En otras palabras, para los argentinos, estos grupos están muy bien integrados en relación a la aceptación que generan. Lo contrario sucede en el caso de los europeos, africanos y venezolanos, quienes son vistos como colectivos algo menos integrados en relación a la imagen que tienen.

La encuesta, que se realizó a 1001 personas mayores de 16 años de todo el país, muestra además que la mayoría (65%) piensa que los inmigrantes en la Argentina son discriminados o marginados, y casi la mitad del total de consultados desearía que haya menos extranjeros en el país, al tiempo que el 40% considera que hay la cantidad adecuada.

Por otro lado, cuatro de cada 10 argentinos tienen un amigo o vecino inmigrante, mientras que otros dos de cada 10 tienen algún compañero de trabajo o familiares extranjeros viviendo en el país.

El “trabajo” se menciona como el principal detonante de la llegada de extranjeros al país (7 de cada 10 así lo indican), aunque existen matices según la nacionalidad del inmigrante: mientras que 8 de cada 10 piensan que los bolivianos, chinos, paraguayos y coreanos arriban por cuestiones laborales, esta proporción desciende a cerca del 60% cuando se trata de colombianos y europeos.

En el caso de los africanos, aumenta la proporción de menciones relacionadas con que emigran a causa de los “conflictos bélicos” que los aqueja (13%) mientras que, respecto de colombianos y peruanos, los argentinos señalan en mayor medida que “vienen a delinquir” (15% y 12% en cada caso).

Si bien hay consenso acerca de que los inmigrantes deberían acceder a educación y salud en forma gratuita (7 de cada 10 afirmaciones), las opiniones están divididas acerca de los beneficios que reporta la inmigración al país, puesto que mientras la mitad piensa que fortalecen al país con su labor y conocimientos, el 41% los ve como una carga que despoja a los nativos de trabajo y derechos básicos como trabajo, educación, salud y vivienda.

En lo que respecta al impacto cultural de la inmigración en la Argentina, tres cuartas partes de la población señala que los inmigrantes enriquecen el acervo cultural del país.

Finalmente, la gran mayoría coincide en que deberían deportarse los inmigrantes que delinquen (91%) y reforzar el ingreso migratorio al país (89%). El nivel de acuerdo baja cuando se trata de recibir a refugiados sirios (57%).

 

x

Tal vez te interese

Declaran prófugo al intendente de Cambiemos al que le encontraron 3 millones escondidos

La Justicia Federal declaró prófugos este sábado al intendente de Villa Río Bermejito, provincia de Chaco, Lorenzo Heffner, y su ex secretario de Gobierno, ...

A %d blogueros les gusta esto: